miércoles, 21 de noviembre de 2018

Mi reflexión de hoy

He tenido una conversación muy interesante por estos nuevos medios de comunicación (para mí ya viejos) y me he acordado de estas palabras...
---
―Es difícil unir a la clase obrera, por varios motivos ―interrumpió Lucas con voz pausada―. El primero es que muchos obreros no tienen conciencia de que lo son. Hay quienes piensan que obreros son los que van con pico y pala a la obra. Yo me considero obrero, porque vivo de mi trabajo, con un sueldo de miseria y me he pasado la vida estudiando.
―Pero no vas a comparar a mi hermano Enrique con Carmela.
―Es que tu hermano no entiende que él es un obrero, aunque su nivel de vida sea más alto, porque él no maneja los medios de producción. No deja de recibir un salario a cambio de un trabajo. ―Sonrió y miró a su prima que estaba absorta en sus palabras―. El problema es el miedo que tu hermano y la gente como tu hermano tienen a perder su nivel de vida: eso les hace mirar hacia otro lado ante los problemas acuciantes de la gente como Carmela. 
---
Texto recogido de la novela de Magda Gómez Amores 'Siempre fuimos más jóvenes que hoy'

No hay comentarios:

Publicar un comentario